La fauna del Parpalló de la Prehistoria: un fascinante descubrimiento

El Parpalló es un yacimiento arqueológico situado en la provincia de Valencia, España. Fue descubierto a principios del siglo XX y desde entonces ha revelado numerosas evidencias de la vida en la Prehistoria. Sin embargo, uno de los hallazgos más fascinantes ha sido la fauna encontrada en este lugar.

El estudio de la fauna del Parpalló ha permitido a los arqueólogos y paleontólogos reconstruir el ecosistema que existió hace miles de años. Entre los restos encontrados se encuentran huesos de mamuts, bisontes, ciervos, caballos y otras especies extintas. Estos descubrimientos nos dan una idea de la diversidad de animales que habitaban la zona en aquel tiempo y nos permiten entender mejor la forma de vida de nuestros antepasados prehistóricos.

Índice
  1. Significado de Parpalló
  2. Fauna del Paleolítico: descubre sus especies.

Significado de Parpalló

Parpalló es un término que se utiliza para referirse a una técnica artística utilizada en la prehistoria. Esta técnica se caracteriza por la representación de figuras humanas y animales de forma estilizada y esquemática. El término Parpalló proviene de la cueva de Parpalló, ubicada en la provincia de Castellón, en España, donde se encontraron numerosas pinturas rupestres que utilizaban esta técnica.

Las pinturas de Parpalló se caracterizan por utilizar trazos simples y líneas angulosas para representar las figuras. A menudo, las figuras se representan de perfil, con una silueta estilizada y esquemática. Además, se utilizan colores sólidos y contrastantes, como el negro, el rojo y el blanco, para darle mayor énfasis a las formas.

La técnica de Parpalló es considerada como una de las más antiguas formas de expresión artística de la humanidad. Se estima que estas pinturas rupestres datan de hace aproximadamente 12.000 años. A través de ellas, se puede obtener información sobre la vida y las creencias de las comunidades prehistóricas que las crearon.

Además de su valor histórico y arqueológico, las pinturas de Parpalló también tienen un importante valor estético. Aunque las representaciones son simples y esquemáticas, transmiten una gran expresividad y dinamismo. Las figuras parecen estar en movimiento, capturando momentos de caza o rituales.

Fauna del Paleolítico: descubre sus especies.

Durante el Paleolítico, la fauna que habitaba el planeta era muy diversa y diferente a la que conocemos actualmente. En esta época, los humanos compartían su entorno con una gran variedad de animales salvajes que se adaptaban a las duras condiciones climáticas y geográficas de la época.

1. Mamuts: Estos gigantes animales eran una de las especies más emblemáticas del Paleolítico. Se caracterizaban por su gran tamaño y sus colmillos curvados hacia arriba.

Los mamuts se extinguieron hace aproximadamente 4.000 años, pero su presencia fue muy importante durante el Paleolítico, ya que los humanos los cazaban para obtener su carne, piel y huesos.

2. Rinocerontes lanudos: Estos grandes mamíferos también eran comunes durante el Paleolítico. Se caracterizaban por su espeso pelaje, que les permitía sobrevivir en climas fríos. Los humanos también cazaban rinocerontes lanudos para aprovechar su carne y piel.

3. Caballos: Los caballos también eran una especie muy común durante el Paleolítico. Los humanos los cazaban para obtener carne y utilizarlos como medio de transporte. Además, los caballos eran una fuente de alimento muy importante para los cazadores recolectores de la época.

4. Renos: Estos animales eran muy abundantes en el Paleolítico, especialmente en las regiones frías del norte de Europa y Asia. Los humanos los cazaban para obtener su carne, piel y huesos, aprovechando todos los recursos que podían proporcionar.

5. Osos cavernarios: Estos grandes osos eran habitantes comunes de las cuevas durante el Paleolítico. Se alimentaban principalmente de plantas y pequeños animales, pero también eran cazados ocasionalmente por los humanos para obtener su carne y piel.

6. Auroques: Estos enormes bóvidos eran ancestros de los actuales toros domésticos. Eran animales muy poderosos y se caracterizaban por sus largos cuernos curvados hacia adelante. Durante el Paleolítico, los humanos los cazaban para obtener su carne y aprovechar su piel.

Estas son solo algunas de las especies de fauna que habitaban durante el Paleolítico. Además de estas, también existían otros animales como lobos, linces, ciervos, bisontes y muchas más. La fauna del Paleolítico era muy variada y desempeñaba un papel fundamental en la vida de los seres humanos de la época, ya que dependían de estos animales para obtener alimento, abrigo y herramientas.

Espero que el Parpalló de la Prehistoria te siga fascinando y que sigas descubriendo la increíble fauna que habitó en este lugar. ¡Hasta pronto!

TAMBIÉN PODRÍA GUSTARTE LEER:

Subir