Información de la prehistoria: cuando inicia, termina y perdura.

La prehistoria es un período fascinante en la historia de la humanidad que abarca desde el surgimiento del hombre hasta la invención de la escritura. Durante esta época, nuestros antepasados ​​desarrollaron herramientas, técnicas de caza y recolección, y comenzaron a establecerse en comunidades más permanentes. Sin embargo, debido a la falta de registros escritos, la información sobre la prehistoria se basa principalmente en evidencias arqueológicas y antropológicas.

La prehistoria se divide en tres grandes etapas: el Paleolítico, el Mesolítico y el Neolítico. El Paleolítico, también conocido como la Edad de Piedra Antigua, comenzó hace aproximadamente 2.6 millones de años y duró hasta el final de la última Edad de Hielo, alrededor de 10,000 a.C. Durante este período, los seres humanos eran cazadores-recolectores nómadas que dependían de la naturaleza para su supervivencia. El Mesolítico, o Edad de Piedra Media, se produjo entre el final del Paleolítico y el inicio del Neolítico, alrededor de 10,000 a.C. a 8,000 a.C. Durante esta época, los seres humanos comenzaron a desarrollar técnicas más avanzadas de caza, pesca y recolección. Finalmente, el Neolítico, o Edad de Piedra Nueva, marcó el inicio de la agricultura y la domesticación de animales, y se extendió aproximadamente desde el 8,000 a.C. hasta el 3,000 a.C., cuando aparecieron las primeras civilizaciones.

El nacimiento de la vida sedentaria en el Neolítico: La aldea.El nacimiento de la vida sedentaria en el Neolítico: La aldea.
Índice
  1. Inicio y fin de la prehistoria
  2. El origen de la prehistoria

Inicio y fin de la prehistoria

La prehistoria es el período de tiempo que abarca desde el origen del ser humano hasta la invención de la escritura. Se divide en dos etapas principales: el Paleolítico y el Neolítico.

El Paleolítico es la primera etapa de la prehistoria, que se extiende desde aproximadamente 2,5 millones de años atrás hasta alrededor del 10.000 a.C. Durante este período, los seres humanos eran nómadas y dependían de la caza, la pesca y la recolección de alimentos para sobrevivir. Utilizaban herramientas de piedra, como hachas y cuchillos, para cazar y procesar la comida. También desarrollaron técnicas de fuego, que les proporcionaban calor, luz y protección contra los depredadores.

El Neolítico, por otro lado, es la segunda etapa de la prehistoria, que comenzó alrededor del 10.000 a.C. y finalizó con la invención de la escritura, hace aproximadamente 5.

000 años. Durante este período, los seres humanos comenzaron a practicar la agricultura y la domesticación de animales, lo que les permitió establecer asentamientos permanentes y desarrollar comunidades más grandes. También comenzaron a utilizar herramientas de piedra más avanzadas, como molinos y hachas pulidas. Estas nuevas habilidades y tecnologías condujeron a un aumento en la producción de alimentos y a una mayor especialización de las tareas dentro de las comunidades.

El fin de la prehistoria se marcó con la invención de la escritura, que permitió a los seres humanos registrar información y transmitirla a través del tiempo. Este hito histórico se produjo en diferentes momentos en diferentes partes del mundo, pero generalmente se considera que ocurrió alrededor del 3.000 a.C. con la invención de la escritura cuneiforme en Mesopotamia y la escritura jeroglífica en Egipto. A partir de este punto, la historia escrita comenzó a sustituir a la prehistoria y se inició una nueva etapa en la evolución de la humanidad.

Así era la vida sedentaria en el Neolítico: un vistazo.Así era la vida sedentaria en el Neolítico: un vistazo.

El origen de la prehistoria

La prehistoria es el periodo de tiempo que precede a la invención de la escritura, por lo que su origen se encuentra en una época muy lejana. El estudio de la prehistoria se basa en la evidencia arqueológica y antropológica dejada por las sociedades humanas que habitaron la Tierra antes de la aparición de la escritura.

La prehistoria se divide en dos grandes etapas: el Paleolítico y el Neolítico. El Paleolítico abarca desde el surgimiento de los primeros seres humanos hasta aproximadamente el año 10.000 a.C., mientras que el Neolítico se extiende desde el año 10.000 a.C. hasta la invención de la escritura, alrededor del año 3.000 a.C.

Durante el Paleolítico, los seres humanos eran nómadas y vivían de la caza, la pesca y la recolección de alimentos. Utilizaban herramientas de piedra y hueso para la caza y la preparación de alimentos. En esta época, surgieron las primeras manifestaciones artísticas, como las pinturas rupestres encontradas en cuevas.

En el Neolítico, los seres humanos comenzaron a practicar la agricultura y la ganadería, lo que les permitió establecerse en comunidades permanentes. Aparecieron los primeros asentamientos agrícolas y se desarrollaron nuevas herramientas y técnicas para trabajar la tierra y criar animales.

El origen de la prehistoria se remonta a millones de años atrás, cuando los primeros seres humanos aparecieron en la Tierra. A lo largo de este periodo, se produjeron importantes cambios culturales y tecnológicos que sentaron las bases de la civilización tal como la conocemos hoy en día.

Espero que encuentres en la infinita fascinación de la prehistoria la respuesta a tus preguntas, y que esta pasión perdure en ti como un legado eterno.

TAMBIÉN PODRÍA GUSTARTE LEER:

Subir